¿Podría una inteligencia artificial gobernar un país?

Es una pregunta que -de momento medio en broma, medio en serio- os habréis formulado en más de una ocasión. ¿Nos iría mejor teniendo un robot como Presidente?

Aunque falten bastantes años todavía para que se presente verdaderamente un candidato robótico elegible por los ciudadanos, algunos ya han puesto la cuestión sobre la mesa y han propuesto que una inteligencia artificial sea elegida como Presidente de los Estados Unidos.

Watson IBM

Y además no se trata de un candidato cualquiera, sino del célebre sistema de inteligencia artificial Watson, creado por IBM y del que ya hemos hablado en algunas ocasiones en Robotsia.

Conocemos la noticia a través de Quartz, la que nos informa acerca de la iniciativa de una plataforma, denominada Watson 2016 Foundation, que habría propuesto a la IA de IBM como candidata a las elecciones presidenciales que se celebrarán este año en los Estados Unidos y que se encuentran en estos momentos en plena vorágine por la elección de candidatos.

Según los promotores de la candidatura, Watson ocuparía un lugar centrista en el panorama político, y contaría entre sus propuestas con la de terminar con los problemas de vivienda, la extensión de la sanidad pública y la promoción de una educación universitaria gratuita. Además, contaría con ventajas considerables para la gestión, como su capacidad analítica -que en algunos campos ya supera a la humana- y la falta de emociones.

Por si acaso y en contestación a los rumores que han inundado internet, representantes de IBM ya han desvinculado públicamente a la IA de la propuesta, afirmando que Watson no va a presentar su candidatura a la presidencia de los Estados Unidos, sino que está muy ocupada ayudando a los doctores a mejorar la atención sanitaria y a los profesores a mejorar la educación (recordemos que, efectivamente, son campos en los que Watson está interviniendo durante los últimos meses).

Por el momento, este tipo de iniciativas no parecen más que una broma o una forma de mostrar el descontento de buena parte de la población con los partidos políticos, tanto tradicionales como de nuevo cuño, que no parecen ofrecer a gran parte de la ciudadanía soluciones satisfactorias para sus problemas.

No obstante, no sería una opción en absoluto descartable para el futuro. En los últimos meses, hemos visto cómo la inteligencia artificial se está abriendo camino con fuerza en el campo de las finanzas -algunos Hedge Funds ya realizan la mayor parte de sus operaciones en los mercados en base a operativas automatizadas- e incluso hemos asistido al nombramiento de una IA como miembro del Consejo de Admnistración de una empresa, en igualdad de condiciones con el resto de sus integrantes, según nos informaba Observer.

Seguramente, a día de hoy existirían múltiples problemas, tanto técnicos como legales -no tanto éticos, a la vista de cómo las gastan muchos políticos- para que una inteligencia artificial alcanzase puestos de responsabilidad política. No obstante, dichas limitaciones podrían vencerse en un futuro próximo; resultaría de lo más interesante lanzar algún experimento que testara la capacidad de una IA para gestionar alguna población pequeña que se ofreciera voluntaria para sustituir su alcalde humano por uno robótico. Estoy seguro que, de lanzarse la propuesta, más de un pueblo se presentaría candidato para llevar a cabo la prueba con la mayor urgencia posible.

robot alcalde

A raíz de este post, hemos lanzado una encuesta con la siguiente pregunta: ¿Votarías a una inteligencia artificial como Presidente del Gobierno? Puedes ver los resultados de la encuesta y comentarios a los mismos, aquí.

Anuncios

2 pensamientos en “¿Podría una inteligencia artificial gobernar un país?

  1. En mi humilde opinión, lo que parece una posible solución ya parte del propio problema por dos motivos:1- La máquina (IA) nos gobernaría, pero ¿quién gobernaría a la máquina?. Ella solo actuaría bajo las órdenes y las variables dadas por sus programadores y estos lo harían en base a las órdenes de sus superiores que, como siempre, es la élite financiera. En este caso, no habría ninguna diferencia con el sistema político actual. 2- El hecho de que la máquina tenga mayores capacidades de análisis y gestión no es ningún beneficio, en parte por el primer motivo, y además, a esto le sumamos el hecho de que no tiene sentido emocional, cuando lo que más necesitamos en el mundo en que vivimos es precisamente lo contrario, sentimientos y humanidad. Si ya para los políticos somos números y datos, ¿qué seríamos para una máquina?¿cómo decide algo sin emociones qué está primero, qué personas requieren más atención social?. Lo único que necesitamos es consciencia, tanto individual como en grupo, luego los cambios vendrán solos, y probablemente sean para mejor…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s